Sistema tarifario del metro de Valencia

Continuo con el metro de valencia.

Hoy toca hablar de tarifas.

El metro de Valencia está dividido en zonas. La zona urbana es la zona A, conforme se va alejando de la ciudad se llegan a las zonas B y C.

Según el número de zonas que se atraviese hay que comprar un tipo de billete u otro, hay billetes para las zonas A, B, C, AB, BC y ABC.

Hay billetes sencillos, de ida y vuelta, bonos de 10 y pases mensuales y trimestrales. No hay un pase anual, pero los trimestrales van bajando de precio cada trimestre.

Los billetes sencillos y los bonos de 10 billetes NO están integrados con el autobús.

En Barcelona y Madrid me llamó la atención que esto no pasa.
En Barcelona, por ejemplo el bono de 10 billetes sirve para el metro, ferrocarriles de al Generatitat y los trenes de cercanías. Aunque es mas caro que el bono de metro de Valencia.

En Valencia en realidad tenemos las tres opciones, hay bono de metro, bono de autobús y bono combinado. Con el combinado puedes ir en metro y hacer trasbordo al autobús. en realidad me gusta mas este sistema, si sólo viajas en metro no pagas de mas por un posible trasbordo que igual no haces.

El pase mensual de la zona A si que sirve para metro y autobús.

Os dejo la imagén de como es el bono de 10 viajes.


La información que aperece en el billete es:
- Las zonas para las que sirve
- El precio del bono
- El día de expedición.
Y para cada uso:
- El código de estación (alguien se los sabrá)
- La fecha de uso
- La hora de uso
- Cuantos viajes quedan.

El bono no es de uso personal, lo pueden usar varias personas, se pasa una vez por viajero y ya está. Pero si cada uno baja en paradas diferentes hay que usar diferentes, recordad que se usa también para salir.

Como lo veis lo uso poco, así que cuando se estropea y le quedan billetes voy a una taquilla y me lo cambian por uno con los viajes que me quedaban (el que veis de 8 viajes a 0 euros).

Comentarios

Entradas populares de este blog

ITIL Foundation, examen

Ocaso accidentes de la mujer

Como no pedir empleo